Tus lumbares con Pilates

El 90% de los practicantes de Pilates experimentan una mejora considerable de su dolor muscular, y más de la mitad una remisión total.

Pilates

El dolor a nivel lumbar no tiene edades, afecta tanto a jóvenes como a mayores, a personas sedentarias y a deportistas. Se calcula que un 80% de la población padece dolor de espalda y un 20% sufre dolor lumbar en algún momento de su vida. Este dolor consiste en una tensión muscular, una rigidez, con o sin irradiación hacia los miembros inferiores (protusiones o hernias que comprometen el canal medular). La mayoría de las veces es un dolor agudo derivado de un sobre esfuerzo, aunque puede llegar a ser crónico si no se trata de forma adecuada y en una fase temprana, pudiendo afectandar a nuestra calidad de vida y nuestra vida laboral.

El Pilates Terapéutico es la disciplina desarrollada para el tratamiento de los dolores y lesiones en las que la fisioterapia ha tenido resultados transitorios

Los factores laborales que favorecer la aparición de dolor en la zona lumbar así como la de posibles lesiones en este nivel son:

  • Levantamiento de cargas.
  • Mantenerse sentado muchas horas.
  • Pasarse muchas hora de pie.
  • Mantener la columna en posiciones no neutras, sobrecargando la zona lumbar.

El Pilates terapéutico es la disciplina del Pilates específicamente desarrollada para el tratamiento de estos casos en los que la fisioterapia ha tenido un efecto únicamente transitorio de alivio.

Los ejercicios de rehabilitación se realizan en reformer, chair y en Mat

En este tipo de Pilates, antes de programar las sesiones de ejercicio, realizamos un buen estudio postural a partir del cual diseñamos el cuadro de ejercicios y adaptaciones que mejor se adaptan a tus necesidades: el que a nivel locomotriz generará mejores beneficios biomecánicos.

Cuando existe dolor a nivel lumbar, siempre debemos empezar trabajando la  musculatura que se encarga de estabilizar la zona afectada, lo que llamamos el sistema local o musculatura interna estabilizadora, para luego ir progresivamente a trabajar la musculatura global, el sistema global, el encargado del movimiento, no de la estabilidad. Este orden de local a global, primero estabilizar y luego mover, es la clave del buen Pilates y la esencia del Pilates terapéutico, lo que nos permite restaurar la correcta activación y función del sistema muscular y esquelético dentro del movimiento.

La respiración es el primer principio del Pilates y la clave para estabilizar bien la pelvis

El movimiento y la estabilidad van de la mano de una correcta respiración. La respiración es el primer principio básico del Pilates y la clave para estabilizar bien la pelvis: conseguir una buena activación del transverso abdominal y de las fibras del suelo pélvico.

En Fisiomoviment hacemos mucho énfasis en trabajar desde una correcta colocación de todo el cuerpo, porque conocemos la correlación entre todos los elementos de las cadenas musculares y miofasciales. Nuestro objetivo a nivel lumbar es reducir el dolor, enseñarte su capacidad de movimiento basculante, y desarrollar un nuevo patrón de movimiento sano, libre de dolor, partiendo de la posición que más te conviene para realizar ejercicio y progresar físicamente. Uno de los descubrimientos propioceptivos que más sorprenden a los practicantes de Pilates, y que mayores repercusiones tiene en el progreso hacia el no dolor, es experimentar la capacidad que tiene la zona lumbar de articularse conjuntamente con toda la columna vertebral, desde el sacro hasta la cabeza. En la mayoría de casos de dolor, la zona lumbar está bloqueada, tiene un rango de movimiento ínfimo o nulo. Esto nos llevará a sentir su estabilidad cuando la requerimos, o su movilidad cuando se trate de flexibilizar y dar movimiento.

En Pilates terapéutico te daremos las herramientas para conocer tu cuerpo (conciencia corporal), desarrollar sus capacidades y superar sus auto-limitaciones, para que en tu día a día pongas en práctica lo vivido en cada sesión (en la oficina, andando por la calle, cargando un peso, etc…).

La finalidad de nuestro trabajo es usar el movimiento como herramienta para aliviar los síntomas, mejorar la función de la zona lumbar y mantener o frenar su empeoramiento.

Roser Mallofré
Graduada en Fisioteràpia i instructora d'Hipopressius i Pilates a Fisiomoviment

Entrades relacionades

contacta'ns